miércoles, 28 de octubre de 2015

¿Le gustaría que le enterraran por el rito musulmán. Sr, Alcalde?

Pues a l@s seguidores del Islam, tampoco les gusta que entierren a sus adeptos por el rito católico y mucho menos que los metan en un nicho. ¡Entérese Sr, Alcalde!

Ayer se suicidó en nuestra ciudad un chico maliense. Como no tienen dinero para repatriar el cadáver tienen que enterrarlo aquí y parece que se le va a enterrar rapidito pero de cualquier manera y esa no es la solución.
Y la polémica está servida.

No seré yo quien entre en si el chico era musulmán, como dicen sus compatriotas y el responsable del circulo islámico, ni si ya era cristiano, como parece que dicen en el Ayto y algún presbítero católico. Eso, aún siendo importante, no sé si la premura del entierro nos permitirá resolver lo más procedente. Pero la cuestión es otra.

¿Para cuándo vamos a ofrecer en nuestro cementerio un lugar adecuado para l@s musulmanes? Ahora que van a hacer reformas, según anuncian hoy, es el momento oportuno, ya que ni sus antecesores de uno y otro partido hicieron nunca nada, esta es la ocasión de garantizar un derecho que está aprobado en España desde 1978 y que ratificaron en el 1992: * Ley 49/1978, de 3 de noviembre, de Enterramientos en Cementerios Municipales.
* Ley Orgánica 7/1980 de Libertad Religiosa.
* Acuerdos de Cooperación entre el Estado y las confesiones islámica y judía.
* Decreto 2263/1974, de 20 de julio, por el que se aprueba el Reglamento de Policía Sanitaria Mortuoria.
* Reglamentos de Policía Sanitaria Mortuoria de las CCAA,…



Concretamente la Ley 49/1978, de 3 de noviembre, que habla de los Enterramientos en Cementerios Municipales, ya derogó esa su homónima ley franquista disponiendo que:
1. “Los Ayuntamientos están obligados a que los enterramientos que se efectúen en sus cementerios se realicen sin discriminación alguna por razones de religión ni por cualquier otra”.
2. Que los Aytos estarán obligados a “construir cementerios municipales cuando en su término no exista lugar de enterramiento en que pueda cumplirse lo dispuesto en esta Ley”, y
3. Que se incorporaba la posibilidad de habilitar espacios para el culto de las diferentes confesiones en los cementerios.
Esto no cuesta tanto. La demanda que lleva años pidiendo aquí el Imán Snaby es simplemente que pueda haber una parcela o espacio específico destinada a los enterramientos islámicos.
Sepa Ud que ya existen diversas experiencias de reserva de estos espacios en cementerios municipales, como este de la foto en Valencia. Incluso la de cementerios musulmanes que se construyeron durante la guerra civil y que al hilo de estas justas demandas, han vuelto a ser utilizados, como el de Griñón. Pero hay que hacer algo más, porque si bien la repatriación es hoy por hoy la principal opción, cada día es más costoso y hay menos subvenciones y recursos propios.

Aunque Ud no tiene la mayoría absoluta garantizada, ya le digo yo que entre el resto de concejales no va a encontrar demasiada oposición. Antes al contrario sé por conversaciones de este mismo día que estarían a favor. Pónganse de acuerdo y sea valiente, pijo. No crea que por reservar un lugar en el camposanto donde las personas musulmanas puedan enterrar a los suyos, les van a llamar yihadista, ¿o es eso lo que les asusta?


* * Si te ha gustado, COMPÁRTELO y/o VÓTALO: