viernes, 11 de octubre de 2013

¿Tiene derecho a gobernar un partido en contra de todo el parlamento?

Que el PP ejerce inmoralmente su “relativa” mayoría absoluta, en contra del programa por el que accedió a ella y de la mayoría social española, no creo que sea puesto en duda, incluso entre cada día más de sus votantes; incluso algunos consideramos que está gobernando en flagrante fraude electoral. También es cierto que pese a que el incumplimiento de las promesas electorales no es nuevo, ni es el PP el único que lo ha hecho, sí que es el que más ha sobrepasado los límites de la ética política.

Porque a la vista de los últimos abusos parlamentarios, aprobando Leyes en solitario y en contra de todos los grupos políticos (como la reciente reforma educativa o Ley Wert, o su bochornosa Ley de desahucios e hipotecas sin dación en pago) o rechazando mociones, en la misma y solitaria correlación (como la tipificación como delito de la apología y enaltecimiento del fascismo, franquismo, totalitarismo y nazismo), nos preguntamos: ¿Tiene derecho a seguir gobernando un partido durante 4 años, haciendo lo que le dé la gana y en contra de la totalidad de su parlamento y de la mayoría de la sociedad?

Con las excusas de la crisis, que aunque coyuntural es real, y de la herencia asumida, que no digo yo que no hubiera antes excesos, el partido en el gobierno ha decidido cambiar el modelo español y volvernos a la época franquista en todo lo que respecta a derechos y libertades, represión y desigualdades, para que solo los ricos puedan pagarse una sanidad o una universidad. Esto no estaba en su programa, ni nadie les votó para hacerlo, pero aliados con la Troika, la banca y las multinacionales, están intencionalmente haciendo sufrir a millones de españoles, empobreciéndolos paulativamente, mientras que indecorosamente se reparten el pastel entre los suyos a costa de hacer más ricos a sus verdaderos ideólogos.

¿Demagogia, la nuestra?, claro que no, porque la triste realidad social y los datos objetivos demuestran que desde que gobierna el PP en España, los ricos son más ricos y en mayor número, y los pobres (y las antiguas clases medias) cada día son más pobres y muchos más.

Esta semana Cáritas, que siempre tuvo una incuestionada credibilidad cuando publicaba sus informes FOESSA -¿se acuerdan de los 8 millones de pobres?-, acaba de denunciar que la pobreza en España es más crónica que nunca y alcanza ya a 3 millones de personas que tienen que vivir con menos de 307€ al mes.
A la vez, en esta España de pandereta, y pese a las mentiras de Montoro y de todo el gobierno de Rajoy, los ricos millonarios, han aumentado más de un 13% solo en el último año, tal y como se puede constatar en el último informe sobre la riqueza mundial 2013.

Yo no sé si a ustedes les pasa, pero a mí cada día que un rico obtiene una nueva retribución por su presunta asesoría a un consejo de administración en el que los suyos le han colocado para que siga defendiendo su causa, se me revuelven las tripas y me entran ganas nada confesables. El caso del marido de la Cospedal, Ignacio López del Hierro del que ya publicamos nuestra indignación ante su impunidad, es uno de los últimos y mas paradigmáticos casos al entrar esta semana en Iberdrola despues de que se supiera que, al entrar su joven esposa a la presidencia de CLM, él multiplicó por 14 sus ingresos de ese año, ya de por sí, importantes.
Si a este nombramiento de López del Hierro en IBERDROLA, sumamos los ya conocidos de Felipe González en GAS NATURAL/FENOSA, o de José Mª Aznar en ENDESA, ya podemos explicarnos por qué la luz nos sube sin control, ni trabas, ni IPCs que valga. Los datos ahí están: Tras la cuarta subida de este año, la factura de la luz se ha encarecido un 17,85% en los dos últimos y un 76% desde 2008, lo que no solo no va a pararse con estos nombramientos sino que con la reforma eléctrica que el gobierno del PP ha aprobado, nuestra factura de la luz subirá al menos otro 7% para 2014.

P.S. Sobre el papel de los políticos y las eléctricas, recomiendo no perderse el informe que habla del retiro dorado de los políticos y de la dificultad de legislar con plena independencia sobre las compañías eléctricas publicado por FENIE la federación Nacional que agrupa a más de 15.000 empresas instaladoras eléctricas y de telecomunicaciones de toda España, donde además de los tres citados, podemos ver los nombres de ministros y ex ministros tan conocidos y "pobres" como Rodrigo Rato, Luis De Guindos, Angel Acebes, Elena Salgado, Pedro Solbes, Javier Solana, Miguel Boyer, Narcis Serra o Miguel Roca, entre otros muchos.


* * Si te ha gustado, COMPÁRTELO y/o VÓTALO: