jueves, 29 de marzo de 2012

Hoy España esta de HUELGA GENERAL, -y yo también-, porque "Quieren acabar con todo".


Son las 00,00 del 29M y mi ciudad está desierta.
Un buen augurio para la jornada de mañana.
Como este humilde bloguero se suma sin dudarlo
a la Huelga General y de consumo
convocada contra esta impresentable Reforma Laboral,
reproduzco a continuación el artículo que,
a modo de crónica internacional sobre este evento,
publico hoy en el diario “Nuevo Día” de Falcón (Venezuela)
en el que colaboro,
tanto en su edición de papel
como digital.
Además de en la blogosfera cubana
"Blogueros y Corresponsales de la Revolución".

HUELGA GENERAL Y DE CONSUMO EN ESPAÑA CONTRA UNA CRUEL E INJUSTA REFORMA LABORAL.

Hoy 29 de Marzo, en España, está convocada un Huelga General –la 1ª de la era Rajoy- contra una sibilina Reforma Laboral que el conservador Partido Popular ha aprobado al dictado de Merkozy (Merkel + Sarkozy), y de los insaciables mercados; esos que tan bien representados están por el BM, el FMI, el BCE, la Goldman Sachs, los hermanos Lehman, o la Trilateral.

Una reforma, cruel con la clase trabajadora pero ventajosa para el gran capital, que trata de parchear una crisis sistémica con medidas que hagan que no la paguen quienes la han provocado y tienen los medios, sino quienes ni tienen recursos ni son culpables de nada. Una historia que se repite en toda Europa y que no nos cansaremos de denunciar desde su raíz que no es otra que el capitalismo salvaje que estamos padeciendo, tanto aquí como -de manera mas perversa aún- en los países peor parados de Asía, África y América Latina.

Como se sabrá, en España desde hace 100 días gobierna un PP que, de la mano del Sr. Rajoy, se puso a las órdenes del neoliberalismo mas salvaje y depredador que nos domina y sin rechistar -no fuera y se enojaran los mercaderes, perdón quise decir los Mercados-. Así con su mayoría absoluta (más política, por la injusta ley electoral, que social, pues no superó el 50% del voto ciudadano), Rajoy solo se encargó de agravar las políticas de recortes y agresiones al estado del bienestar que ya iniciara el anterior presidente, que se dice socialista pero que hace tiempo que dejó de serlo, el Sr. Zapatero, del PSOE.

La situación en mi país es ya tan grave con sus mas de 5 millones de desempleados (un 23% de la población activa, que en el caso de la juventud llega ya al 50%) que salvo la ultraderecha española y los correligionarios del susodicho PP, todo el mundo ve bien y/o apoya esta última medida de presión que tiene la clase trabajadora para defender sus derechos.

Los sindicatos mayoritarios –CCOO y UGT-, que todavía andan muy desacreditados y muy probablemente por culpa propia, finalmente se decidieron a luchar como es debido (tarea que no cumplieron demasiado con el gobierno del PSOE ni tan siquiera cuando éste empezó con sus neoliberales recortes y renuncias a su programa de izquierdas), y han convocado esta Huelga General a la que ha respondido no solo la practica totalidad del mundo sindical, sino el movimiento asociativo, partidos políticos, organizaciones ciudadanas, y un largo etcétera.
Pero aún hay más, porque a esta HG, considerada por algunos entre los que me incluyo como la huelga del 99% frente al 1%, -o huelga que, más que por nuestros intereses, hay que hacerla por nuestros hijos y nietos-, se ha sumado con fuerza la convocatoria simultánea de una Huelga de Consumo.

Una huelga en la que toda la población puede participar –pensionistas, desempleados, jubilados, estudiantes amas de casa, …- no comprando nada, ni adquiriendo ningún tipo de bien, producto o servicio durante este 29 de marzo y coincidiendo con la Huelga General. De esta manera se pretende paralizar una buena parte del sistema productivo, de las grandes empresas, bancos o multinacionales y, así, obligar al gobierno a descartar esa injusta Reforma Laboral y a cambiar esta política económica, basada en el recorte de derechos sociales y laborales a los pobres y en no tocar los impuestos a los mas ricos.

Porque no hay que olvidar que fueron los grandes bancos, las multinacionales y los especuladores, quienes originaron la crisis del mercado financiero mundial y que son ellos quienes reciben las ayudas de millones de contribuyentes; ni olvidamos tampoco que han retrasado la edad de jubilación o que han abaratado el despido; ni que quieren privatizar la Seguridad Social por la vía del copago, o que pretenden recortar aún más los derechos sociales y laborales, reduciendo el poder adquisitivo de quienes menos tienen y rebajando aún más los ya congelados salarios y pensiones.

Cuando esto escribo, “al otro lado del océano” no sabemos que respuesta dará a esta Huelga nuestra adormecida sociedad española, pero si anticipo que no será la primera Huelga General, como no lo fueron las de nuestros vecinos franceses, portugueses, italianos o griegos; y, de la misma manera, adelanto que ya nada será igual en España desde la reciente respuesta de la región andaluza que ha parado, en las elecciones autonómicas de este fin de semana pasado, la prepotencia de un PP dispuesto a gobernar a su antojo y de espaldas a la ciudadanía.


Hermanos latinoamericanos, un saludo de corazón desde la convicción de que nuestras luchas son vuestras mismas luchas porque el enemigo es el mismo capitalismo y porque es la ciudadanía mundial la que está siendo vilipendiada. Por vuestro pueblo y por el nuestro brindo para que juntos sigamos luchando por un mundo mejor, más justo y más democrático.


Si te ha gustado, COMPÁRTELO y/o VÓTALO: