lunes, 18 de octubre de 2010

¡ESTADO LAICO! SI.




“Albacete Laico”, acaba de convocar unas tertulias que se desarrollarán en el Ateneo albacetense durante los próximos meses. Hoy se nos invita a reflexionar sobre la frustrada intención del gobierno, de modificar la actual Ley de Libertad religiosa y la necesidad de una Ley de Libertad de conciencia y de convicciones.
Quede clara -ante todo- la opción personal de este humilde columnista, que como mucha gente sabe, además de coordinador provincial de IU, (cargo que ostenta de manera altruista, apenas tres años), es miembro de una comunidad cristiana, “el Olivo” para mas señas, desde hace mas de 33 años. Postura como la afirmada por las CCP a las que pertenece a nivel estatal y que hace años quedó reflejada en el Manifiesto de Redes cristianas, que convoca a más de 150 organizaciones eclesiales españolas.
Defendemos la laicidad del Estado, porque nuestras creencias religiosas deben quedar en el seno de nuestra conciencia personal. Por esa razón afirmamos que la educación pública debe ser laica, sin asignaturas de religión, ni privilegios para ninguna confesión religiosa. Por la misma razón legitimamos la ausencia de signos religiosos en las instituciones públicas; Y también por ello avalamos la legitimidad de una Ley gubernamental que ponga fin al tradicional cristianismo sociológico, ya en desuso.

El verdadero problema –y a la vez auténtico escándalo- que subyace y provoca las tensiones Iglesia - Estado no es otro que sus trasnochados acuerdos de 1976 y 1979. Lo que a nivel coloquial llamamos “Concordato”, y técnicamente “Instrumento de ratificación del Acuerdo entre el Estado Español y la Santa Sede sobre asuntos económicos”, firmado en la Ciudad del Vaticano un 3 de enero de 1979. Un acuerdo rubricado por Marcelino Oreja y el Cardenal Villot, seis días después de que entrara en vigor la actual Constitución Española de 1978, que afirmaba la implantación de un Estado aconfesional.

Y dicho esto, también quiero sumarme desde aquí, e invitar a quien pueda estar de acuerdo con estos planteamientos, al “acto cívico laico” que este sábado día 23 de octubre, a partir de las once de la mañana, en el parque de la Cornisa (junto a las Vistillas madrileñas), reivindicará y clamará POR UN ESTADO LAICO, ¡YA!. Acto convocado por más de 90 organizaciones y plataformas sociales, políticas y sindicales de todo el Estado entre las que nos hallamos.

Y me permito hacer este llamamiento -que seguro me criticaran-, porque juzguen ustedes si cualquiera de las cinco reivindicaciones tradicionales que exigen, no las suscriben sinceramente:
* Una Ley de Libertad de Conciencia y Convicciones que garantice los derechos individuales y colectivos a toda la ciudadanía,

* Una Escuela Laica sin financiación de la enseñanza confesional,
* La laicidad de todas las instituciones del Estado,
* La eliminación de los privilegios de la Iglesia Católica o de otras Iglesias,

* La supresión del concordato de 1953 y de los Acuerdos con la Santa Sede de 1979, y la ultima propuesta, que se añadió ante las próximas mega visitas del Papa,

* “No con mis impuestos, ni con honores de Estado a las visitas de Ratzinger a España”.
Esta tarde, si quieren, nos vemos en el Ateneo. Y el sábado, en Madrid.


SI QUIERES
Wikio