miércoles, 12 de diciembre de 2007

Nota de prensa sobre la subida de sueldos de 161 altos cargos

COMUNICADO DE PRENSA

IU CONSIDERA EXCESIVA Y POCO ÉTICA LA SUBIDA DE LOS SUELDOS DE LOS ALTOS CARGOS DE LA JUNTA.

Según Cayo Lara, la fuerte subida de sueldos de los altos cargos del Gobierno regional “es un ejemplo de falta de tacto y ética política que amplia el abismo salarial entre una elite política y la mayoría ciudadana y contrasta con las dificultades económicas por las que atraviesan muchas familias en nuestra región”.

Comunicación IU-CLM. (Toledo, 12 de diciembre). Para muchos expertos en el mundo laboral y empresarial el final de año es el mejor momento para intentar conseguir una subida de sueldo. Esa es la esperanza que rondarán la gran mayoría de los asalariados de la región, un 60% que cobra menos de 1.000 euros al mes y otro 20% que no sobrepasan los 1.500 € brutos mensuales. La mayoría de los trabajadores y trabajadoras de la región vienen perdiendo poder adquisitivo desde el año 1997 por una inflación superior a la subida de sueldos. Tanto es así que algún sindicato se ha fijado como objetivo reivindicar un mínimo de 1.000 euros para los salarios en los convenios en la negociación colectiva.

En nuestra región, según un reciente estudio de la Universidad de Castilla-La Mancha, seis de cada diez familias están hipotecadas de por vida, condicionando dicha situación el desenvolvimiento social y laboral de las mismas. Se apunta en el estudio, llevado a cabo por el centro de estudios de Consumo de la UCLM, que el 59% de las familias tienen serios problemas de endeudamiento a largo plazo y destaca que tres de cada cuatro jóvenes entre 35 y 39 años están endeudados y el 12% tienen muy serios problemas para llegar a fin de mes.

Ante estos problemas el Gobierno regional con la excusa de la “homologación”, parece actuar de forma impermeable y sin complejo alguno, ya que mediante la aprobación de los presupuestos para el año 2008 propone una subida salarial de cifras que para la gran mayoría de los asalariados de la región son estratosferitas. Así son subidas que en cualquier caso superan el 50% de la masa salarial, frente al poco más del 3% del común de los trabajadores, y suponen un aumento de sueldo de unos 50.000 € anuales. La subida que afecta los altos cargos del gobierno de Barreda, está encabezada por él mismo y configurará unos sueldos por encima de 100.000 € anuales para el Presidente, Vicepresidentes y Consejeros. Los altos cargos de la Junta se suben el sueldo en un porcentaje que multiplicará, al menos, por 15 el de la subida del IPC.

Para el Coordinador Regional de IU, Cayo Lara, “es muy significativo que mientras se eliminan impuestos como el de sucesiones, se grava cada vez más el consumo y menos las rentas y se configura un sistema impositivo cada vez menos progresivo, se este creando una elite político- económica en nuestra región, también entre algunos alcaldes del PP y PSOE, al amparo de la acumulación de grandes sueldos y de subidas saláriales incomprensibles, que después terminan justificando primero y legislando después en función de los intereses de esas mismas elites”.

Desde Izquierda Unida de Castilla-La Mancha esperamos que “tanto el Gobierno regional como el PSOE reconsideren las subidas propuestas y sus hechos, por ésta vez, hagan honor a sus palabras de la igualdad que predican y ajusten sus subidas salariales a las de la mayoría de los trabajadores y trabajadoras de Castilla-La Mancha. Eso sería lo más honesto, concluyó Cayo Lara”.